Los suplementos de vitamina liposoluble D son recomendados cuando el individuo tiene deficiencia de esta vitamina, pudiendo acontecer en países más fríos donde hay poca exposición de la piel a la luz solar. Aparte de esto, los pequeños, los ancianos y los individuos de piel obscura asimismo son más propensos a padecer un déficit de esta vitamina.

Las ventajas de la vitamina liposoluble D están relacionados con la salud de los huesos, dientes, incremento de la fuerza muscular y del equilibrio y, además de esto, con la minoración del peligro de enfermedades como diabetes, obesidad y cáncer.

Estos suplementos pueden ser comprados en farmacias, supermercados, tiendas naturistas y en internet, pudiendo lograrse en forma de cápsulas para los adultos o bien en gotas para los pequeños y la dosis va a depender de la edad de la persona.

Los suplementos de vitamina liposoluble de tipo D son usados para tratar diferentes condiciones como:

  • Osteoporosis;
  • Osteomalacia y raquitismo, que generan debilidad y deformidad en los huesos;
  • Déficit de esta vitamina;
  • Bajos niveles de calcio en sangre debido a una minoración de los niveles de la hormona paratiroidea (PTH);
  • Bajos niveles de fosfato en sangre como ocurre en el síndrome de Fanconi, por ejemplo;
  • Soriasis para tratar los inconvenientes de la piel;
  • Osteodistrofia nefrítico que acostumbra a suceder en personas con insuficiencia nefrítico crónica, condiciones donde el calcio en sangre se halla disminuido.

Es esencial que ya antes de comenzar la ingesta de suplementación de vitamina liposoluble de tipo D, se realice un examen de sangre para saber de qué forma se halla en el organismo, de este modo el médico va a poder apuntar cuál es la dosis recomendada. Conozca de qué manera se efectúa el examen de la vitamina liposoluble de tipo D.

La dosis recomendada del suplemento depende de la edad de la persona, del objetivo de la suplementación y de los niveles de vitamina liposoluble D identificados en la prueba, pudiendo cambiar entre mil UI a cincuenta UI.

Por norma general, el dietista o bien el médico señala que el suplemento de vitamina liposoluble D sea tomado a lo largo de una comida con mayor cantidad de grasa, como el desayuno o bien el almuerzo, puesto que de esta manera este consigue ser mejor absorbido; no obstante, esta recomendación puede cambiar conforme con las necesidades nutricionales y el género de nutrición que la persona tiene.

La próxima tabla señala la dosis recomendada para el tratamiento y la prevención de ciertas enfermedades:

Aporte de vitamina D3
Prevención del raquitismo en lactantes seiscientos sesenta y siete UI
Prevención del raquitismo en lactantes prematuros mil trescientos treinta y cuatro UI
Tratamiento del raquitismo y osteomalacia mil trescientos treinta y cuatro-cinco mil trescientos treinta y seis IU
Tratamiento de soporte en la osteoporosis mil trescientos treinta y cuatro- tres mil trescientos treinta y cinco UI
Prevención cuando hay peligro de deficiencia de vitamina D3 seiscientos sesenta y siete- mil trescientos treinta y cuatro UI
Prevención cuando hay malabsorción tres mil trescientos treinta y cinco-cinco mil trescientos treinta y seis UI
Tratamiento parahipotiroidismo y pseudohipoparatiroidismo diez y cinco-veinte y diez UI

Es esencial rememorar que la dosis recomendada va a ser a criterio médico, con lo que lo idóneo es preguntar un médico general o bien dietista ya antes de ingerir este suplemento.

Vea más sobre la Vitamina liposoluble D y sus funciones.

La vitamina liposoluble de tipo D se guarda en el organismo, por lo que dosis elevadas sobre cuatro mil UI de este suplemento sin orientación médica pueden ocasionar una sobredosis de esa vitamina (hipervitaminosis) pudiendo provocar náuseas, vómitos, incremento de la frecuencia urinaria, debilidad muscular y estreñimiento. Pudiendo causar consecuencias más graves a resultas de los depósitos de calcio a nivel del corazón, riñones y cerebro.

Este fármaco no ha de ser empleado por los pequeños, mujeres embarazadas o bien en periodo de lactancia, aterosclerosis, histoplasmosis, hiperparatiroidismo, sarcoidosis, hipercalcemia, linfoma, tuberculosis y en personas con insuficiencia nefrítico sin orientación médica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here