Una sociedad tradicional es una comunidad en la que priman los valores, reglas y costumbres legados por tradición. En este género de sociedad son esenciales los papeles asignados a cada miembro del colectivo y se destaca la figura de la familia como eje central de la sociedad.

En las sociedades tradicionales las opiniones, ideologías y formas comportamentales están dictadas por valores trasmitidos de generación en generación, con la intención de sostener una sensación de equilibrio.

Desde la sociología, se postula que existen diferentes géneros de sociedades, y en ciertas ocasiones relacionan la sociedad tradicional, con sociedades como la moderna o bien la industrial, cuando realmente, estas son diametralmente opuestas.

Peculiaridades de la sociedad tradicional

La sociedad tradicional es uno de los modelos más fijados en el planeta, primordialmente en países como los sudamericanos en donde aún hay un fuerte arraigo frente al pasado. Teniendo presente que este género de sociedad viran en torno a la tradición, ciertas de sus peculiaridades más esenciales son:

Primacía de la tradición

En una sociedad tradicional, como su nombre lo señala, el factor más esencial es la tradición.

Esto desea decir que, los modos de hacer las cosas, solucionar los inconvenientes y configurar las reglas de convivencia de la comunidad están sostenidos en reglas y comportamientos que se han utilizado o bien mostrado su eficiencia durante la historia.

El último punto puede ponerse en cuestión, en tanto que hay reglas y costumbres que no han sido tan eficaces o bien que realmente no responden a las necesidades reales de la sociedad, mas que se prosiguen utilizando sencillamente pues esa ha sido la manera de hacerlo desde siempre y en toda circunstancia.

La familia como núcleo

En una sociedad tradicional, la familia se configura como el núcleo central. De igual modo hay una fijación en torno a la defensa de la comunidad. Es precisamente por esto que, se concretan como sociedades bastante herméticas, en donde hay baja tolerancia en frente de personas diferentes o bien innovaciones que puedan poner a tambalear la estructura establecida.

Esta clase de sociedades tienen ideologías más cerradas, que habitualmente se oponen a valores como la libertad o bien la igualdad, debido a  que le dan más relevancia a los papeles establecidos que a la autonomía de los individuos.

Evolución lenta

La sociedad tradicional muestra un patrón de evolución lenta, debido a que como en ella prima la tradición, cualquier modificación o bien transformación frente al estatus establecido es bastante lenta y problemática habitualmente.

De igual forma, esta lentitud implica que los procesos de desarrollo humano, asimismo se mueven en una esfera que semeja detenida en el tiempo.

Organización en torno a la agricultura

Desde los pueblos ancestrales, las sociedades tradicionales viran en torno a la agricultura. Esto es debido a que por carencia de innovaciones tecnológicas, la agricultura como centro de la economía, deja organizar a las comunidades no solo desde las actividades productivas, sino más bien desde exactamente las mismas costumbres de los pueblos, como en el caso de las costumbres y tradiciones instituidas a la par que el tiempo de cosecha.

Movimientos migratorios escasos

Debido a la centralización de esta clase de sociedades y a la falta de confianza en frente de los extranjeros, había poca movilidad entre los pueblos, lo que impactaba de manera directa la posibilidad de conseguir conocimiento y también información que dejara la evolución de la comunidad.

Distancia entre el pueblo y el gobierno

En las sociedades tradicionales hay una brecha extensa entre el pueblo y sus gobernantes, esto implica que los ciudadanos tienen una baja ocasión de intervenir de forma directa en la manera en de qué forma son regidos.

Falta de educación

La sociedad tradicional está desarrollada en torno a la producción, de ahí que en la mayor parte de los casos su habitantes cuentan con bajas ocasiones de educación.

Cabe destacar que si bien la globalización ha empujado a esta clase de sociedades a convertirse conforme con las activas mundiales, hay muchos rasgos de sociedad tradicional en diferentes países del planeta.

Géneros de sociedad tradicional

Como ves, las peculiaridades de una sociedad tradicional son distintas, ahora es el instante de conocer sus tipos:

Sociedades tribales

Este género de sociedades organizaban la comunidad en torno a pequeñas tribus nómadas, en donde primaba la protección del colectivo, en verdad, muchas de las personas podían sacrificar su vida en busca del bien común.

Sociedad agrarias

Las sociedades agrarias, como su nombre lo señala, establecían la organización de la comunidad en torno a la agricultura. En sus principios esta clase de sociedad se organizaba con una clase dirigente y una comunidad de vasallos que ofrecen sus servicios a cambio de seguridad. A este género de sociedad, asimismo se le llamó sociedad feudal.

La sociedad tradicional conforme los teóricos más esenciales

Ciertos teóricos de gran renombre han teorizado en torno a la figura de la sociedad tradicional. Weber acuñaba el término de “Autoridad tradicional” en donde los líderes conseguían posicionarse y sostenerse en el poder a través de la defensa de la tradición, teniendo presente que en su mayor parte, los humanos son reticentes al cambio, lo que favorecía los intereses de las elites.

Durkheim, por su lado, la división entre sociedad tradicional y sociedad moderna, se da por la división del trabajo. Para el teorético, las sociedades modernas se desvinculan de la tradición y por lo tanto hay menos reglas sociales y más inconvenientes.

Por eso el teorético asimismo afirme que la sociedad tradicional tenía el enorme potencial de sostener a raya los instintos más conflictivos de los humanos a través de figuras como la de la iglesia, en tanto que el desligamiento de la tradición puede conducir al humano a la autodestrucción.

En general, esto es todo cuanto debes saber sobre la sociedad tradicional.

Referencias bibliográficas

Del Castillo,  G V. (mil novecientos setenta y nueve). Crisis y transformación de una sociedad tradicional (Vol. diez). Ciesas.

Gambra, R. (mil novecientos setenta). La libertad en la sociedad tradicional cristiana y en la sociedad de masas.

Jaramillo, J. Y también. (mil novecientos ochenta y siete). Tipologías polares sociedad tradicional y campesinado (No. trescientos dieciseis J28t Ej. 1 dos mil seiscientos treinta y seis). Universidad Nacional de Col.

Pellón, Y también. G. (dos mil dos). El ocaso de la sociedad tradicional. Cantabria: historia y también instituciones, ciento treinta y uno.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here