Mear con espuma es una situación que puede ser causada por la salida de un chorro de orina con más fuerza o por la presencia de productos de limpieza en el inodoro, los que reaccionan con la orina y forman espuma, por lo que no siempre y en toda circunstancia señalan un problema médico. No obstante, en los casos en que la espuma en la orina es usual, puede señalar la presencia de proteínas en la orina.

Esta proteinuria puede ser ocasionada por piedras en los riñones, diabetes o presión arterial alta descompensada. En estos casos, es fundamental preguntar al médico a fin de que diagnostique el inconveniente e indique el tratamiento más conveniente. Vea otras perturbaciones en la orina que pueden señalar problemas médicos.

La orina con espuma no es signo de embarazo, mas puede acontecer en una mujer encinta que tiene preeclampsia, que es una complicación que puede ocasionar la pérdida de proteína mediante la orina, aparte de poder provocar conmociones y coma, cuando no es tratada a tiempo.

La orina espumosa puede tener distintas causas como:

1. Proteínas en la orina (proteinuria)

Una de las primordiales causas de la orina espumosa es la presencia de proteínas en la orina, asimismo llamada proteinuria. Este exceso puede suceder tras la práctica intensa de actividad físico, ingestión excesiva de proteínas o de suplementos de proteínas o puede ser indicativo de que existe algún inconveniente en los riñones, hipertensión no tratada o diabetes, por servirnos de un ejemplo.

Vea las enfermedades que pueden ocasionar la presencia de proteínas en la orina.

Qué hacer: la presencia de proteínas en la orina puede ser detectada por medio de un examen de orina simple, en el que se toma una muestra de la primera orina del día y es mandada al laboratorio para ser analizada. En caso se advierta proteínas, el médico va a poder aconsejar la realización de un examen de orina de veinticuatro horas, con la meta de valorar la cantidad de proteína que se pierde mediante la orina a lo largo del día.

Aparte de esto, el médico asimismo comprueba la relación entre la albumina y la creatinina, para contrastar si la causa es la perturbación en el funcionamiento de los riñones, aparte de sugerir otros exámenes que puedan señalar hipertensión o diabetes, por servirnos de un ejemplo.

dos. Infección urinaria

Una infección urinaria puede provocar orina espumosa cuando las bacterias entran en la vejiga. Aparte de esto, por norma general hay otros síntomas asociados como dolor o ardor al mear, incremento de la frecuencia urinaria y la presencia de sangre en la orina.

Qué hacer: a fin de que sea confirmada la infección urinaria, se aconseja la realización de un examen de orina y un urocultivo, la meta de este último es identificar cuál es la bacteria responsable por la infección, a fin de que el médico pueda apuntar el mejor antibiótico para su tratamiento.

Realice nuestro test on-line para saber si puede tener infección urinaria.

tres. Mear con mucha fuerza

Cuando la vejiga está llena y la persona soporta por bastante tiempo y no va al baño, al instante en que se decide mear, esta puede salir con mucha fuerza, pudiendo formar espuma. No obstante, este género de espuma normalmente desaparece en pocos minutos, no siendo indicativo de problemas serios.

Qué hacer: una buena forma de descubrir si la espuma se formó por apretar mucho, puede ser dejar la orina en el inodoro por ciertos minutos ya antes de vaciarlo. En caso la espuma desaparezca tras ciertos minutos, no es preciso cualquier género de tratamiento.

No obstante, se aconseja no soportar las ganas de mear e ir al baño toda vez que sienta las ganas, dado a que la acumulación de la orina aumenta las probabilidades de padecer una infección urinaria, piedra en los riñones e incontinencia urinaria, por servirnos de un ejemplo.

cuatro. Deshidratación

Cuando se toma poca agua o se efectúa ejercicio por un buen tiempo, puede acontecer una deshidratación, haciendo que la orina se concentre y se forme espuma. Aparte de esto, la orina puede tener una coloración más obscura y un fragancia más fuerte. Vea otros síntomas que pueden asistir a confirmar la deshidratación.

Qué hacer: en caso sospeche que la espuma hay surgido por deshidratación, debe tomarse en torno a uno con cinco a dos L de agua por día y tomar más agua cuando se practica actividad física.

cinco. Inconvenientes en los riñones

Los riñones tienen la función de filtrar la sangre, resultando en la producción de orina que después es eliminada por el organismo. Cualquier enfermedad o inconveniente que afecte los riñones como la infección nefrítico, insuficiencia nefrítico, presión alta o piedras en los riñones, pueden ocasionar orina espumosa. Vea qué síntomas podrían apuntar un inconveniente nefrítico.

Qué hacer: en caso se sospeche de alguna perturbación en los riñones, se debe asistir al nefrólogo para efectuar exámenes e identificar la causa para comenzar el tratamiento más conveniente.

seis. Productos de limpieza en el inodoro

Ciertos productos de limpieza utilizados en el inodoro pueden reacciones con la orina y formar espuma, por lo que en estos casos no hay problema médico.

Qué hacer: una buena forma de saber si el producto de limpieza está ocasionando la espuma en la orina, es mear en un recipiente limpio. Si no forma espuma, seguramente es el producto, mas si se forma es preciso asistir al médico para valorar qué puede estar ocasionándola.

siete. Presencia de semen en la orina

La orina espumosa en el hombre asimismo puede ser ocasionada por la presencia de semen en la orina, si bien es una situación poco usual. Esto puede suceder cuando pequeñas cantidades de semen entran en la uretra, como consecuencia de una prostatitis o por eyaculación reaccionaria, ocasionando una orina espumosa.

Qué hacer: se debe asistir al urólogo a fin de que indique la realización de exámenes que dejen identificar la presencia de semen en la orina y cuál fue la causa, para entonces señalar el tratamiento más conveniente.

¿En qué momento preocuparse por espuma en la orina?

La espuma en la orina puede ser una situación normal si tras unos minutos esta desaparece, no obstante, en el caso de continuar por un buen tiempo y acompañarse de ciertos síntomas, puede señalar una enfermedad y la necesidad de asistir con el médico. Ciertas de estas situaciones son la presencia de piedras en los riñones o en el tracto mingitorio, infecciones en las vías urinarias e inclusive una fístula colovesical, por lo que frente a la presencia de espuma en la orina y signos mingitorios, se aconseja asistir con el médico.

Aparte de esta situaciones, el uso de medicamentos asimismo puede causar espuma en la orina, por lo que es esencial preguntar al médico y tener la seguridad de que este signo es producido por los fármacos y no un síntoma consecuencia de alguna enfermedad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí