Ciertos fármacos para el dolor estomacal como la butilescopolamina, loperamida o la mebeverina, asisten a reducir los movimientos del intestino, por lo que pueden usarse para asistir a calmar el dolor de barriga, singularmente cuando se acompaña de diarrea. Además de esto, otras alternativas son la simeticona o el lignito vegetal, los que asisten a quitar el exceso de gases que puede ocasionar el dolor de barriga.

No obstante, es esencial que se diagnostique la causa del dolor estomacal y de la diarrea, ya que, en el caso de tratarse de síntomas de infección intestinal, lo idóneo es dejar que la diarrea siga a fin de que el cuerpo consiga quitar la infección a través de las heces. En estas situaciones, el propósito en vez de utilizar fármacos para detener la diarrea, se debe sostener al organismo apropiadamente hidratado, lo que puede hacerse a través de la ingesta de suero casero durante el día. Vea una receta para hacer suero casero.

Si bien existen múltiples fármacos que se pueden emplear para tratar el dolor estomacal, no quiere decir que todos se empleen al tiempo, ya que no todos se adecúan a cada caso. De este modo, es esencial preguntar siempre y en todo momento al gastroenterólogo, singularmente si el dolor continúa por más de dos días para prosperar o en el caso de que se intensifique.

Lista de fármacos para el dolor de barriga

Los primordiales fármacos que pueden se precriptos para el dolor estomacal, son:

1. Simeticona

La simeticona puede indicarse para el dolor estomacal ocasionado por el exceso de gases en el estómago o en el intestino que acostumbran a ocasionar dolor o malestar abdominal, cólico intestinal, exceso de eructos ocasionados por mala digestión o dilatación del estómago.

Esto, dado a que la simeticona actúa rompiendo las burbujas que retienen los gases facilitando su supresión y ayudando a calmar el malestar, dolor y presión ocasionados por el exceso de gases.

La simeticona puede adquirirse en farmacias o droguerías bajo los nombres comerciales como Dimoflax, Libertrim, Melox Plus, Pramigel o como genérico.

Este fármaco está desaconsejado en el caso de alergia a los componentes de la fórmula y en los casos de obstrucción o perforación intestinal. Además de esto, a lo largo del embarazo o lactancia, la simeticona debe emplearse bajo indicación médica.

dos. Lignito vegetal activado

El cabrón vegetal activado asimismo es buena opción para reducir el dolor estomacal ocasionado por gases intestinales, ya que actúa absorbiendo las partículas de gases en el estómago o en el intestino.

Además de esto, este fármaco tiene propiedades antidiarreicas, ya que impide la activación de toxinas y la acción de microorganismos en el tracto gastrointestinal, ayudando a calmar el dolor estomacal en los casos de diarrea. Vea de qué forma tomar lignito activado con corrección.

El cabrón vegetal activado está desaconsejado en pequeños menores de dos años y en personas con alergia a cualquiera de los componentes de la fórmula. Además de esto, tampoco ha de ser utilizado por pequeños en el caso de diarrea aguda o persistente. A lo largo del embarazo o lactancia, el lignito vegetal activado debe utilizarse solo bajo indicación médica.

tres. Escopolamina

La escopolamina o butilbromuro de escopolamina, es un antiespasmódico indicado para calmar las contracciones intestinales que ocasionan cólicos, calmando el malestar del dolor estomacal.

Este fármaco puede encontrarse solo con escopolamina bajo el nombre de Buscopan o Buscapina o con butilbromuro de escopolamina y dipirona, bajo el nombre de Buscapina compuesta, teniendo una fuerte acción calmante en el alivio del dolor estomacal.

La escopolamina está desaconsejada en pequeños con diarrea aguda o persistente, mujeres embarazadas o que estén lactando, aparte de personas q+con miastenia gravis, dilatación o estrechamiento del intestino, o que tengan alergia a la escopolamina, dipirona o a cualquier otro componente de la fórmula.

Además de esto, la Buscapina compuesta, debido a que contiene dipirona, debe evitarse en personas con porfiria hepática aguda intermitente o deficiencia innata de glucosa seis fosfato deshidrogenasa o que sufran asma ocasionada por cualquier otro antinflamatorio esteroideo, como paracetamol, ácido acetilsalicílico, ibuprofeno o naproxeno, por poner un ejemplo.

cuatro. Mebeverina

La mebeverina es un antiespasmódico indicado para el dolor estomacal ocasionado por el síndrome de intestino irritable, ya que actúa reduciendo las contracciones y los espasmos intestinales, ayudando a calmar los cólicos, hinchazón, gases, diarrea y estreñimiento.

Este fármaco puede encontrarse en comprimidos con doscientos mg de clorhidrato de mebeverina, bajo el nombre comercial Duspatalin.

La mebeverina debe tomarse solo bajo indicación médica, estando desaconsejada en pequeños, embarazadas, a lo largo de la lactancia o que tengan alergia a ciertos componentes de la fórmula.

cinco. Loperamida

La loperamida es un antídoto indicado en los casos de dolor estomacal ocasionado por diarrea agua o crónica, toda vez que la persona no tenga una infección asociada.

Este fármaco actúa reduciendo los movimientos intestinales, incrementando el tiempo de tránsito intestinal y haciendo que las heces continúen más tiempo en el intestino, favoreciendo de esta manera la absorción de una mayor cantidad de agua, haciendo las heces menos líquidas.

Además de esto, la loperamida asimismo aumenta el tono del esfínter anal, reduciendo la sensación de emergencia e incontinencia fecal.

La loperamida puede adquirirse en farmacias o droguería bajo los nombre comerciales Lomotil, Dismotin, Diaperol o Deroser, por poner un ejemplo, y debe emplearse solo bajo indicación médica, estando desaconsejado en pequeños, embarazadas, lactantes o personas con infección intestinal. Vea de qué forma tomar loperamida.

seis. Racecadotrilo

El racecadotrilo es un antidiarreico indicado para el dolor estomacal ocasionado por la diarrea, ya que actúa haciendo las heces más sólidas, debido a que reduce la secreción de agua y electrolitos en el intestino, ayudando a parar la diarrea. Este fármaco no interfiere en los movimientos intestinales, dejando progresar la diarrea aguda.

Ciertos fármacos con racecadotrilo en su composición son Hidrasec, por servirnos de un ejemplo, los que pueden adquirirse en farmacias o droguerías, y es vendido a través de la presentación de receta médica.

El racecadotrilo debe evitarse en los casos de diarrea con sangre, fiebre y en la diarrea ocasionados por el uso de antibióticos. Este fármaco asimismo debe evitarse en personas con alergia a cualquier componente de la fórmula.

siete. Amoxicilina

La amoxicilina es un antibiótico indicado por el médico en los casos en que el dolor estomacal es ocasionado por infecciones intestinales bacterianas, ya que ayuda a quitar bacterias sensibles a este fármaco, calmando la diarrea y el dolor estomacal. Vea la dosis de amoxicilina.

Este fármaco, está desaconsejado en personas con alergia a la amoxicilina, como a la penicilina o cefalosporinas. Además de esto, mujeres embarazadas o que estén lactando, personas con inconvenientes en los riñones o que estén en tratamiento con otros fármacos, deben tomar contacto con el médico ya antes de comenzar el tratamiento con amoxicilina.

Aparte de la amoxicilina, el médico puede aconsejar el uso de otros antibióticos conforme al agente infeccioso responsable de la infección intestinal, pudiendo indicarse el uso de ciprofloxacina, doxiciclina o metronidazol, por servirnos de un ejemplo. Vea otros fármacos indicados para la infección intestinal.

ocho. Mesalazina

La mesalazina es un antinflamatorio intestinal, indicado por el médico primordialmente para calmar el dolor estomacal ocasionado por enfermedades inflamatorias intestinales, como colitis ulcerativa, enfermedad diverticular o enfermedad de Chron, por servirnos de un ejemplo, ya que actúa reduciendo la inflamación, previniendo y reduciendo las crisis.

Este fármaco puede encontrarse bajo los nombres comerciales Salofalk o Ateka, por servirnos de un ejemplo, o bajo su nombre genérico «mesalazina».

La mesalazina está desaconsejada en pequeños, embarazadas, lactantes y personas con insuficiencia hepática y nefrítico graves, úlcera en el estómago o intestino, peligro aumentado de sangrado intestinal o alergia a los salicilatos o a cualquier otro componente de la fórmula.

nueve. Lactasa

La lactasa es una enzima que favorece la el desdoblamiento de la lactosa, que es un género de azúcar presente en la leche y en los productos lácteos, ayudando primordialmente a prevenir el dolor estomacal y el exceso de gases intestinales ocasionados por la intolerancia a la lactosa.

Este fármaco puede adquirirse en farmacias o droguerías bajo los nombres comerciales D-lactara o Lactaid, y deben emplearse con la orientación del gastroenterólogo o dietista.

La lactasa debe evitarse en embarazadas, lactantes o personas con diabetes o galactosemia. Además de esto, está desaconsejada en personas con alergia a cualquiera de los componentes de la fórmula.

Antídotos naturales

Para tratar el dolor de barriga cuya causa es la diarrea se pueden preparar ciertos antídotos caseros como:

  • Papilla de banana y algabarrobo: ya que estos comestibles son ricos en pectina, que asisten a coagular las heces líquidas.
  • Jugo de manzana: ya que la manzana ayuda a aliviar y a progresar el funcionamiento del intestino.
  • Suero casero para sostener hidratado al organismo, debiendo tomarse tras cada evacuación líquida.

Vea en el vídeo ahora de qué manera preparar el suero casero:

En caso de que el dolor sea ocasionado por la acumulación de gases, aparte de los fármacos indicados para facilitar su expulsión puede tomar té de hinojo con toronjil tres veces al día. Vea otras estrategias para quitar los gases.

Antídoto para el dolor estomacal infantil

Para tratar el dolor abdominal de bebés o pequeños se pueden emplear exactamente los mismos antídotos para adultos, mas deben darse solo bajo la indicación y orientación del pediatra, ya que el fármaco a usar y la dosis van a depender de cuál sea la causa del dolor, de la edad del pequeño y del peso. En general, los fármacos pediátricos que acostumbran a emplearse son en forma de jarabe o gotas.

Ciertos fármacos como la Loperamida no están indicados para pequeños de cualquier edad.

En los bebés y pequeños hay mayor peligro de deshidratación a lo largo de un episodio de diarrea, siendo esencial acrecentar la ingesta de líquidos ofreciéndoles jugos, sopas y agua. Además de esto, es esencial que después de cada evacuación se ofrezca la ingesta de suero casero o si se prefiere de sales de rehidratación oral, las que pueden ser compradas en las farmacias para sostenerlos hidratados.

Por norma general, los pequeños cuando tienen dolor estomacal, acostumbran a estar inapetentes, debiendo ofrecerles una nutrición que sea de simple digestión y preparada naturalmente (sin muchos condimentos o aliños). Conozca qué deben comer los pequeños cuando tienen vómito y diarrea.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí