Tomar refresco o bien gaSeosa es malo para la salud, no solo por el hecho de que contiene mucha azúcar sino más bien por el hecho de que asimismo tiene componentes que pueden afectar la salud de distintos órganos.

Además, este género de bebidas no tienen ningún valor nutricional, con lo que el individuo está ingiriendo calorías vacías que no aportan nutrientes esenciales, favoreciendo tanto el incremento de peso, como el surgimiento de diferentes enfermedades como diabetes y también hipertensión.

Una gran parte de estas bebidas poseen como ingredientes ácido fosfórico, cafeína, jarabe de maíz, sodio, potasio, colorantes y saborizantes, las que son substancias que pueden ocasionar diferentes inconvenientes para la salud cuando se consumen habitualmente y en un largo plazo.

1. Diabetes y incremento de peso

Una lata de refresco contiene en torno a siete cucharaditas de azúcar, aproximadamente unos treinta y cinco gramos, esto hace con que los niveles de glucosa en la sangre aumenten sensiblemente y se reduzca la acción de la insulina en el organismo, que es la hormona encargada de regular el azúcar en la sangre, con lo que si se ingiere refrescos a menudo hay mayor peligro de desarrollar diabetes.

Aparte de esto, el azúcar que poseen los refrescos se absorbe muy velozmente a nivel intestinal, lo que hace que el azúcar en la sangre se eleve súbitamente y se sienta apetito más veloz, situación que favorece el exceso de peso. También, este exceso de azúcar asimismo se amontona en el organismo en forma de grasa, depositándose a nivel abdominal, en el hígado y en las arterias eminentemente.

dos. Debilitamiento de los huesos y de los dientes

La mayor parte de los refrescos poseen una elevada cantidad de ácido fosfórico, esta sustancia hace que el calcio sea eliminado por medio de la orina, esto causa que los huesos se desgasten, pudiendo desarrollar en un largo plazo inconvenientes como osteoporosis.

También, la acidez de este género de bebidas puede ocasionar desgastes en la superficie del esmalte bucal desgastando los dientes, y el azúcar ingerido aumenta la probabilidad de desarrollar caries bucales si no se efectúa una buena higiene oral.

El ácido fosfórico asimismo complica el trabajo del estómago para generar ácido gástrico, difiriendo el proceso de digestión y la absorción de determinados nutrientes.

seis consecuencias de tomar refresco para la salud

tres. Piedras en los riñones

Debido a la acidez que tienen los refrescos, el organismo precisa usar el calcio, que sería usado para robustecer los huesos, para compensar el pH de la sangre. Con lo que los riñones precisan quitar el calcio que es empleado en este proceso, incrementando el peligro de formar piedras en los riñones debido a la acumulación de calcio en su interior.

Conozca cuáles son las primordiales causas de piedras en los riñones.

cuatro. Incremento de la presión arterial

Los refrescos pueden ocasionar un incremento gradual de la presión arterial debido a sus elevadas cantidades de sodio y de cafeína. También, la cafeína en conjunto con el azúcar puede agudizar el sistema digestible ocasionando inflamación, deshidratación y un desequilibrio en la vegetación bacteriana intestinal.

Aparte de esto, múltiples estudios señalan que el consumo en demasía de fructosa, que es el azúcar presente en los refrescos, asimismo es una de las primordiales causas de hipertensión arterial.

cinco. Enfermedades mentales

Esta clase de bebidas puede causar perturbaciones a nivel cerebral debido a su contenido de cafeína y debido a que estimulan distintas substancias en el organismo que se han visto relacionadas con la demencia, incluyendo el Alzheimer. Aparte de esto, la cafeína asimismo puede crear problemas de insomnio, agitación, temblores y cefalea.

Además, los refrescos poseen otra substancia llamada benzoato de sodio que asimismo se ha relacionada con el deterioro de la memoria, la coordinación motora y con el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) en los pequeños.

seis. Cáncer

Por ser rico en azúcares, el consumo usual de refrescos aumenta el peligro de sufrir cáncer, inclusive en personas que se hallan en su peso ideal. Esto ocurre debido a que a que el individuo es más propenso a padecer de obesidad y otras enfermedades como gastritis, reflujo, inflamación intestinal, hipertensión, diabetes, entre otras muchas, las que aumentan el peligro de sufrir cáncer.

seis consecuencias de tomar refresco para la salud

Por qué razón las embarazadas y los pequeños no deben consumirlos

A lo largo del embarazo no se debe ingerir refrescos, debido a que este género de bebidas aparte de ocasionar incomodidad abdominal por la capacitación de gases, contribuye al incremento de peso y puede provocar retención de líquidos. Los refrescos a base de cola, como Coca-Cola y Pepsi tienen mucha cafeína, que a lo largo del embarazo no puede exceder los doscientos mg al día. Si la encinta toma dos tazas de café en un día, ya no puede ingerir más cafeína.

Los refrescos que tienen cafeína tampoco han de ser ingeridos a lo largo de la lactancia materna por el hecho de que la cafeína pasa a la leche materna y puede provocar insomnio en el bebé.

En el caso de los pequeños, la soda puede afectar su desarrollo por la carencia de calcio y su desarrollo mental, como hay mayor peligro de prevalencia de enfermedades como la obesidad y la diabetes. Los refrescos han de ser excluidos de la nutrición del bebé, pudiendo optarse por la ingesta de jugos de frutas naturales, aparte del agua, para sostener una ingestión de líquidos conveniente.

De qué forma sustituir los refrescos

Una forma de sustituir los refrescos es a través del consumo de aguas saborizadas, las que se preparan con agua con gas y se le añaden frutas para darles sabor. Ciertas frutas usadas son el limón, las fresas o bien las naranjas, por poner un ejemplo, y al tomarlas nos hace rememorar el sabor del refresco. Vea ciertas recetas de aguas saborizadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here