El paracetamol e ibuprofeno son seguramente los fármacos más usados y más frecuentes en el botiquín de primeros auxilios y pese a que los dos son utilizados para calmar múltiples géneros de dolor, presentan diferentes propiedades.

Los dos fármacos pueden ser utilizados a lo largo del mismo tratamiento, de forma intercalada, debiendo aguardar por lo menos seis u ocho horas entre cada toma de fármaco, o sea, si se ingirió paracetamol, se deben aguardar cuando menos seis a ocho horas para ingerir en la próxima toma el ibuprofeno.

Sin embargo, es esencial siempre y en todo momento preguntar un médico general o pediatra ya antes de ingerirlos, por el hecho de que aparte de tener diferentes indicaciones, asimismo existen situaciones en que estos fármacos no han de ser usados, como cuando la persona padece de inconvenientes hepáticos o enfermedades cardiacas, por servirnos de un ejemplo.

En qué momento tomar paracetamol

El paracetamol, asimismo conocido como acetaminofén, es un fármaco calmante y antipirético indicado para el tratamiento del dolor de intensidad leve a moderada y de estados febriles.

  • Nombres comerciales: Tylenol, Tempra, Tafirol, Atamel, Dopagan, Supracalm, entre otros muchos.
  • Indicaciones: calmar el cefalea, dolor de espalda, dolor de muela, dolor muscular, dolor de garganta, dolor de oído, dolor postoperatorio, fiebre y a las molestias que acompañan a la gripe y al constipado.
  • Dosis máxima por día: no se debe ingerir más de cuatro gramos por día en una persona saludable sin inconvenientes hepáticos, se recomienda tomar hasta 1 gramo cada ocho horas. Vea de qué forma tomar el paracetamol.
  • Mecanismo de acción: el paracetamol reduce el dolor por medio de la inhibición de la producción de prostaglandinas, que son substancias que se liberan cuando existe dolor o lesiones. De esta manera, el cuerpo queda menos siendo consciente de que siente dolor, produciendo sensación de alivio. Sin embargo, el paracetamol no inhibe las ciclooxigenasas en los tejidos periféricos, por lo que no tiene actividad antiinflamatoria.
  • Posibles efectos secundarios: malestar, bajada de tensión y incremento de los niveles de las enzimas del hígado.

Es esencial remarcar que si el dolor se sostiene a lo largo de más de cinco días, la fiebre más de tres días o el dolor o la fiebre empeoran o aparecen otros síntomas, hay que interrumpir el tratamiento y preguntar al médico. Además de esto, ya antes de usar el paracetamol se pueden buscar opciones más naturales para bajar la fiebre. Vea ciertos tés que asisten a bajar la fiebre naturalmente.

Contraindicaciones

El paracetamol debe tomarse bajo indicación médica si presenta alguna enfermedad hepática, nefrítico, pulmonar, cardiaca o anemia. En el caso de personas que padezcan de alcoholismo, solo deben consumir este fármaco bajo orientación médica ya que podría ocasionar graves daños hepáticos.

En el caso de las mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, deben preguntar a su médico tratante ya antes de ingerir este fármaco. Tampoco ha de ser empleado por personas con alergia al paracetamol o a los componentes del fármaco.

En qué momento tomar Ibuprofeno

El ibuprofeno es un fármaco antinflamatorio no esteroideo (AINES) y es empleado como antipirético, calmante y antinflamatorio.

  • Nombres comerciales: Brugesic, Motrin, Advil, Ibupirac, Espidifen, Neobrufen, entre otros muchos.
  • Indicaciones: tratar la fiebre, calmar el dolor de intensidad leve a moderada, incluyendo la jaqueca, dolor postoperatorio y tras alguna fractura; asimismo puede ser empleado para calmar el dolor en enfermedades como la artritis, artrosis, espondilitis anquilosante y regla dolorosa.
  • Dosis máxima por día: No se debe tomar mas de mil seiscientos mg de este fármaco por día, se aconseja ingerir hasta cuatrocientos mg cada ocho horas. Vea de qué forma tomar el ibuprofeno.
  • Mecanismo de acción: como el paracetamol, el ibuprofeno asimismo inhibe la síntesis de prostaglandinas, sin embargo asimismo lo hace a nivel periférico, lo que le da su potencial antinflamatorio.
  • Posibles efectos secundarios: cuando el ibuprofeno es utilizado por un tiempo prolongado puede causar úlceras pépticas, hemorragias digestibles, perforaciones (en ciertos casos mortales), singularmente en las personas de edad avanzada. Asimismo se han observado náuseas, vómitos, diarrea, flatulencia, estreñimiento, ardor estomacal, dolor abdominal, sangre en heces, aftas bucales, agravamiento de colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn. Menos a menudo se ha observado la aparición de gastritis.

Debido a sus efectos en el tracto gastrointestinal, el ibuprofeno ha de ser ingerido tras las comidas. En caso que se deba tomar por más de 1 semana, el médico prescribirá un protector gástrico para eludir causar estos trastornos.

Contraindicaciones

El ibuprofeno no ha de ser ingerido por embarazadas y mujeres a lo largo de la lactancia materna sin preguntar a su médico tratante. Además de esto, asimismo está desaconsejado en personas con enfermedades graves del hígado o de los riñones, insuficiencia cardiaca grave, en el caso de haber sufrido una úlcera o hemorragia en el estómago o a nivel intestinal o si se ha sufrido de una perforación del aparato digestible.

Tampoco ha de ser utilizado si presenta vómitos con sangre, heces negras o diarrea con sangre, si sufre trastornos hemorrágicos o de la coagulación sanguínea, o si está tomando fármacos anticoagulantes y asma.

Aparte de esto, de eludir la ingesta si es alérgico al ibuprofeno o a cualquier antinflamatorio no esteroideo. Conozca ciertos antídotos naturales que pueden substituir al ibuprofeno.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí