Los costos del gas y el petróleo suben sin parar a raíz de la bastante difícil situación geopolítica en la que se halla Europa. Aun si no tienes una cocina a gas o no empleas un vehículo para moverte, estos costos impactan en todo cuanto haces, ya que una buena parte de la electricidad que empleamos se consigue desde el gas, y, sobre todo, los productos que adquirimos se transportan merced al petróleo.

Europa ha tardado tanto en hacer una transición energética sustentable y ecológica que ahora se ve abocada a una situación realmente difícil debido al chantaje de Rusia, con lo que debemos prepararnos para un invierno bastante duro. Como usuarios podemos hacer poquísimo para bajar los costos del gas, la gasolina o el diésel, mas sí que podemos amoldarnos a fin de que estos incrementos de costo no impacten exageradamente en nuestros hogares.

Estas son ciertas medidas que puedes adoptar para pasar el invierno de la mejor forma posible, y sin encararte a gastos excesivos:

1. Reduce al mínimo tu consumo energético

Probablemente vas a ver muchos mensajes oficiales a lo largo de los próximos meses insistiendo en la necesidad de reducir tu consumo al mínimo, tanto de electricidad como de gasolina. Europa va a estar al máximo de su capacidad a lo largo de este invierno, y, a pesar de que España no tiene ninguna dependencia del gas ruso, sí que va a deber ceder una parte de su gas para mitigar las faltas de Alemania y otros países de Europa central y del Este.

Todas y cada una de las medidas que puedas adoptar para reducir tu consumo eléctrico a lo largo del invierno te van a ser de mucha ayuda para abonar menos, mas, además de esto, contribuirán a reducir el costo total de la electricidad en el país. Apagar regletas, reducir la calefacción al mínimo, instalar ventanas de doble aislamiento y eludir otros gastos superfluos van a ser entonces medidas esenciales.

dos. Ahorra todo cuanto puedas en el súper

La canasta básica ha subido mucho de coste en los últimos meses, y seguramente va a subir aún más a lo largo del invierno, que es cuando se espera que el coste del comburente alcance máximos históricos. Por eso te resulta conveniente comprobar el folleto Carrefour, el de LIDL y el de cualquier otro súper que tengas cerca para buscar los costos más competitivos en productos frescos o en artículos de limpieza y de higiene personal.

Equiparar costes puede asistirte a ahorrar cientos y cientos de euros en la adquisición, especialmente si debes adquirir comida para múltiples personas. Y el ahorro puede extenderse asimismo a los productos de limpieza o de higiene personal.

tres. Deja los viajes para otro instante

Si debes ir a ver a tu familia por Navidad, como es lógico vas a poder hacerlo, especialmente si estimamos que a lo largo de la pandemia hubo muchas limitaciones y se pospusieron muchos rencuentros. Mas los viajes que sean superfluos deberían posponerse, ya que el coste del comburente va a estar por las nubes, y las compañías aéreas o las compañías de autobús están trasladando esos costes a los usuarios.

Si precisas viajar en España, una buena opción puede ser el tren, que se sostiene en costes razonables en ciertas sendas. Son singularmente económicas las sendas que han sido liberalizadas y que han tolerado la entrada de compañías como Ouigo, merced a las que ahora puedes gozar de costos reducidos en recorridos como la capital de España – Barna.

cuatro. Reduce tus subscripciones de streaming

Tal vez no nos demos cuenta, mas las subscripciones de streaming suben un mes tras otro, y se van comiendo nuestros ingresos silenciosamente, mas concluyentes. Amazon Prime fue la última en subir sus costos, algo que ya han hecho HBO y, como es lógico, Netflix, que prevé nuevos cambios para encarecer aún más sus servicios.

Considera si verdaderamente precisas tantas subscripciones para gozar de tu ocio, y limítalas para no tener que gastar en demasía. Regularte con tus familiares a fin de que cada cual pague una distinta asimismo puede ser una buena opción.

cinco. Altera tus hábitos de ocio

A todos nos agrada ir a restoranes y gozar de una buena cena, mas el costo de esta clase de locales puede ser muy elevado en tiempos de crisis. No es preciso que renuncies a tu ocio, mas sí que puedes alterar tus hábitos para gastar menos. En vez de ir a restaurants, puedes gozar de tu ocio de otras formas, como por poner un ejemplo ir de tapas o, sencillamente, tomar una cerveza con tus amigos.

Para las asambleas de tipo más familiar, considera organizar cenas o meriendas al aire libre como opción alternativa en ciertas ocasiones. De este modo vas a poder ahorrar bastante dinero que vas a poder destinar para las cosas más esenciales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí