Los dedos de las manos dormidos o congelados es un síntoma que puede surgir por efectuar movimientos repetitivos con las manos, como en el caso del síndrome del túnel carpiano, o debido a deficiencias nutricionales, enfermedades autoinmunes o compresión o daños en los nervios, por poner un ejemplo, pudiendo estar acompañado por otros síntomas como sensibilidad extrema al tacto o complejidad para desplazar los dedos.

También, el adormecimiento de los dedos de las manos asimismo puede apuntar una condición de salud más grave, como ACV, soliendo apreciarse solo en un lado del cuerpo y estar acompañado de síntomas como complejidad para charlar o sonreír, boca torcida y semblante asimétrico, por poner un ejemplo.

Es esencial preguntar el reumatólogo, médico general u ortopedista toda vez que broten síntomas de adormecimiento o sensación de hormigueo en los dedos de las manos, singularmente cuando esto está acompañado de otros síntomas, a fin de que sean efectuados exámenes para identificar la causa y efectuar el tratamiento más conveniente. En el caso del ACV, se debe asistir al centro de urgencias de manera inmediata.

Las causas más habituales de adormecimiento en los dedos incluyen:

1. Síndrome del túnel carpiano

El síndrome del túnel carpiano es una de las causas más frecuentes de adormecimiento en los dedos de las manos. Este ocurre debido a movimientos repetitivos como trabajar con teclados de computadoras o herramientas manuales, que pueden producir una compresión del nervio que pasa por la muñeca e inerva la palma de la mano.

Además de los dedos de las manos dormidos, puede surgir sensación de agujas en el dedo pulgar, índice o medio, la que acostumbra a agravarse a lo largo de la noche; dolor en la muñeca, y perturbación de la sensibilidad.

De qué manera tratar: el tratamiento del síndrome del túnel carpiano ha de ser indicado por el ortopedista y puede ser efectuado a través de el uso de compresas frías, muñequeras, uso de antídotos antinflamatorios, fisioterapia o aun cirugía. Conozca más sobre el tratamiento para el síndrome del túnel carpiano.

Vea el próximo vídeo de la fisioterapeuta Marcelle Pinheiro con ejercicios de fisioterapia para calmar el adormecimiento ocasionado por el síndrome del túnel carpiano:

dos. Neuropatía periférica

La neuropatía periférica puede surgir debido a daños en los nervios periféricos, localizados fuera del cerebro y de la medula espinal, causando la aparición de síntomas como adormecimiento o sensación de hormigueo en los dedos de las manos o de los pies, sensibilidad extrema al tacto o pérdida del mismo. Además, la neuropatía periférica asimismo puede afectar los brazos y las piernas, ocasionando dolor punzante, adormecimiento y pérdida de la coordinación motora, de los reflejos o del equilibrio.

La neuropatía periférica es más frecuente que ocurra en personas con diabetes desmandada, mas asimismo puede ser ocasionada por traumatismos o compresión en los nervios, infecciones o enfermedades autoinmunes, como artritis reumatoide o síndrome de Guillain-Barré, por poner un ejemplo.

De qué manera tratar: el tratamiento de la neuropatía periférica ha de ser orientado por el neurólogo, y normalmente consiste en el control de la enfermedad y en la administración de calmantes, antidepresivos o anticonvulsivantes, por poner un ejemplo. Además de esto, el médico puede señalar fisioterapia y, en algunos casos, cirugía.

tres. Fibromialgia

La fibromialgia es un género de reumatismo crónico que causa dolor extendido en todo el cuerpo, incremento de la sensibilidad, complejidad para dormir, cansancio usual, cefalea, mareos, rigidez muscular y adormecimiento de las manos y pies.

De qué manera tratar: el tratamiento ha de ser orientado por el reumatólogo, el que puede apuntar el uso de fármacos calmantes o antidepresivos, fisioterapia o ejercicio.

Vea más sobre el tratamiento para la fibromialgia.

cuatro. Esclerosis múltiple

La esclerosis múltiple es una enfermedad autoinmune que causa la humillación de la mielina que recubre las neuronas, comprometiendo el funcionamiento del sistema inquieto, lo que causa el surgimiento de síntomas como falta de fuerza en las extremidades, complejidad para pasear y regular los movimientos y adormecimiento en los dedos de las manos, en los brazos y en las piernas. Conozca de qué manera identificar la esclerosis múltiple.

De qué forma tratar: el tratamiento de la esclerosis múltiple es efectuado a través de las indicaciones del reumatólogo, el que puede aconsejar el uso de fármacos como anticonvulsivantes, inmunosupresores, calmantes o relajantes musculares, los que pueden asistir a eludir la progresión de la enfermedad y a calmar los síntomas, aparte de sesiones de fisioterapia.

cinco. Artritis reumatoide

La artritis reumatoide es una enfermedad autoinmune que provoca síntomas como dolor, enrojecimiento e hinchazón en las articulaciones perjudicadas, rigidez, complejidad para desplazar las articulaciones y adormecimiento de los dedos. Conozca más sobre esta enfermedad y de qué forma identificarla.

De qué forma tratar: en general, el tratamiento es empezado con fármacos antinflamatorios, inyecciones de corticosteroides o fármacos inmunosupresores. También, el reumatólogo asimismo puede aconsejar la realización de fisioterapia.

seis. Deficiencia de vitamina B12

La deficiencia de vitamina B12 puede causar daños en los nervios y ocasionar el surgimiento de hormigueo o adormecimiento, singularmente en las manos, pies o piernas.

Además de esto, la deficiencia de dicha vitamina asimismo puede producir otros síntomas, como cansancio, debilidad, complejidad de concentración, irritabilidad, confusión mental, diarrea, exceso de gases intestinales o pérdida de peso, por servirnos de un ejemplo.

De qué forma tratar: se debe preguntar el médico general para efectuar exámenes para identificar si hay cantidades deficientes de vitamina B12 en el cuerpo, y efectuar el tratamiento, el que normalmente es llevado a cabo a través de el uso de suplementos de vitaminas. También, es esencial sostener una nutrición variada, ingiriendo frutas y verdura frescas, conforme con las indicaciones del dietista.

Vea una lista completa de comestibles ricos en vitamina B12.

siete. Síndrome de Raynaud

El síndrome de Raynaud es una perturbación en la circulación sanguínea de las manos y de los pies, la que causa el surgimiento de hormigueo o adormecimiento de los dedos, hinchazón en los dedos de las manos o pies, dolor, incremento de la sensibilidad y cambio en la coloración de la piel, empezando con piel pálida y fría, tornándose azulada o violácea y, por último, retornando a la coloración rojiza normal.

El síndrome de Raynaud está eminentemente relacionado con la exposición incesante o prolongada al frío, mas asimismo puede surgir debido a condiciones de salud como esclerodermia, polimiositis, dermatomiositis o hipotiroidismo, por servirnos de un ejemplo.

De qué manera tratar: se deben calentar las manos para activar la circulación y emplear guantes para resguardar las manos del frío. También, puede ser indicado por el reumatólogo o médico general el uso de fármacos vasodilatadores, con el propósito de progresar el flujo sanguíneo cara las manos.

Vea otras alternativas de tratamiento para el síndrome de Raynaud.

ocho. Síndrome del túnel cubital

El síndrome del túnel cubital ocurre cuando el nervio cubital, que pasa por el cuello y por el brazo y llega hasta la mano, padece una compresión en la parte interna del codo, causando el surgimiento de adormecimiento de los dedos cancelar y meñique de las manos, complejidad para desplazar los dedos o dolor en el codo.

Este síndrome puede ser ocasionado por artritis, quistes, fracturas o dislocación del codo.

De qué forma tratar: el tratamiento consiste en emplear una órtesis indicada por el ortopedista, con el propósito de sostener el codo recto; usar antídotos antinflamatorios, fisioterapia o cirugía.

nueve. Enfermedad de Lyme

La enfermedad de Lyme es una infección trasmitida por la picada de una garrapata inficionada con la bacteria Borrelia burgdorferi, la que puede ocasionar síntomas neurológicos como adormecimiento de las manos o pies o parálisis de los músculos del semblante, por servirnos de un ejemplo.

Además de esto, puede causar el surgimiento de inconvenientes en el corazón, artritis o meningitis. Vea todos y cada uno de los síntomas de la enfermedad de Lyme.

De qué manera tratar: el tratamiento de la enfermedad de Lyme es efectuado a través de el uso de antibióticos en forma de comprimidos o inyección en la vena, recetados por el médico general o infectólogo.

diez. ACV

El ACV, o derrame cerebral, es una condición que puede producir síntomas como hormigueo o adormecimiento de las manos, pies, brazos o piernas, en solo un lado del cuerpo; complejidad para charlar o sonreír, boca torcida y semblante asimétrico. Además, pueden aun surgir otros síntomas como trastornos de la visión, vahído, cefalea y vómitos, en dependencia de la zona perjudicada del cerebro. Vea otros síntomas que pueden apuntar un ACV.

El ACV es una condición grave que puede poner bajo riesgo la vida. Este normalmente ocurre debido a una obstrucción de algún vaso sanguíneo en el cerebro, la como interrumpe la circulación de sangre, o aun debido a la ruptura de un vaso sanguíneo en este órgano, lo que compromete el suministro de oxígeno cara exactamente el mismo.

De qué forma tratar: se debe buscar el puesto de urgencias más próximo de forma inmediata, para efectuar el tratamiento más conveniente, el que cambia conforme con el género de ACV, con la meta de eludir dificultades o secuelas, como complejidad para desplazar el cuerpo, confusión o pérdida de memoria, por poner un ejemplo.

once. Radiculopatía cervical

La radiculopatía cervical es una compresión o inflamación que brota en un nervio del cuello, pudiendo ocasionar dolor en el cuello que se irradia cara el hombro o brazo, adormecimiento de las manos o debilidad muscular.

La radiculopatía cervical acostumbra a ser ocasionada por el desgaste de la columna debido al envejecimiento natural del cuerpo, mas asimismo puede surgir debido a artritis o hernia de disco cervical, por servirnos de un ejemplo.

De qué manera tratar: el tratamiento ha de ser efectuado bajo la orientación del ortopedista, el que puede apuntar el uso de un collarín cervical, fisioterapia, uso de fármacos antinflamatorios o corticosteroides, por poner un ejemplo. Caso de que los tratamientos no sean eficientes, el médico puede apuntar la cirugía.

doce. Epicondilitis lateral

La epicondilitis lateral, popularmente conocida como codo de tenista, es una inflamación que ocurre en los ligamentos, que son la parte final del músculo donde este se une al hueso, ocasionando dolor en la zona lateral del codo, el que se puede irradiarse cara el brazo o la muñeca, pudiendo ocasionar adormecimiento de la mano, complejidad para desplazar la articulación y restricción de ciertas actividades del día a día.

De qué forma tratar: el tratamiento de la epicondilitis lateral es efectuado por el ortopedista, con la meta de reducir la inflamación del ligamento y calmar los síntomas, pudiendo ser indicado reposo, uso de compresas frías, antídotos antinflamatorios, fisioterapia o, en algunos casos, cirugía.

Conozca más sobre el tratamiento de la epicondilitis lateral.

trece. Espondilosis cervical

La espondilosis cervical es un desgaste de las vértebras y de los discos intervertebrales de la columna cervical, en la zona del cuello, normalmente ocasionado por la osteoartritis, dando como resultado síntomas como adormecimiento en los dedos de las manos, dolor que se irradia del hombro cara los brazos o los dedos o debilidad en los brazos. Conozca otros síntomas de la espondilosis cervical.

De qué manera tratar: el tratamiento para la espondilosis cervical es comenzado a través de el uso de calmantes, antinflamatorios o relajantes musculares indicados por el ortopedista, aparte de fisioterapia y, en algunos casos, cirugía.

catorce. Fármacos

Existen determinados fármacos que pueden tener como efecto secundario adormecimiento u hormigueo en los dedos, en las manos o en el cuerpo, como es el caso de la quimioterapia o los antirretrovirales para el tratamiento de la infección por el virus del VIH, por poner un ejemplo. Vea otras causas de hormigueo en el cuerpo.

De qué manera tratar: se debe preguntar al médico responsable por el tratamiento, para valorar la posibilidad de substituir el fármaco o percibir indicaciones sobre qué hacer para reducir los efectos secundarios presentados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí