Echo la última partida y ya. ¿Cuántas veces hemos repetido esta oración a nuestros amigos o familiares cuando estamos con el móvil? Hoy día los juegos on line están más presentes en nuestras vidas que jamás y los juegos del azar considerablemente más. En el artículo de hoy deseamos examinar los aspectos sicológicos que hacen de los juegos on-line tipo gambling a que sean tan populares para sus usuarios.

Desde la lotería, la primitiva o la quiniela, hasta juegos de casino on-line como las tragamonedas de https://mr.bet/cl/casino/type/slot tienen algo que nos engatusa y nos engancha, que lo hacen tan populares. Veremos esos aspectos a nivel sicológico que tanto enganchan entre sus usuarios.

1. La simple accesibilidad

Con la revolución de Internet y el planeta on-line el ámbito del gambling se ha democratizado. Desde hace unos años existía una concepción de que ir a los casinos físicos o no estaba bien visto.

Es posible que sea por el peligro del juego y la posibilidad de salir “pelao” de allá y por la localización de estos centros de entretenimiento, en las afueras de los ayuntamientos. No obstante, hoy en día, no hace falta conducir  quilómetros para llegar al casino físico más próximo, con acceso a Internet es suficiente.

Desde la digitalización de surgimiento de los casinos on-line los juegos de casino como tragamonedas, juegos de mesa y la ruleta han tenido una enorme acogida por los más reticentes.

La enorme accesibilidad a cualquier plataforma on line es uno de los factores que más relevancia tiene en la prueba a esta clase de juegos. Aparte de no tener que desplazarse, con solo acceder al sitio del distribuidor on-line es suficiente. Solo hace falta crearse una cuenta más (como las tantas muchas que hoy día tenemos creadas) y hacer un primer ingreso para comenzar a gozar estés donde estés.

La accesibilidad es indudablemente uno de los  criterios sicológicos que más popularidad ha trasmitido al apogeo de los juegos del azar.

dos.  El anhelo de ganar

Como vas a saber en la mayor parte de casinos on-line se ofrecen partidas demo para explorar el juego por la parte interior, mas pocos se conforman con esta versión de prueba, ¿por qué va a ser?

En el momento en que un usuario se registra y juega a juegos del azar en línea es por su anhelo de ganar. Mas se puede ganar a muchos juegos que no requieran dinero por el medio. Acá es donde viene otro motivo sicológico por el que los juegos de casino se han vuelto más conocidos que jamás.

tres.  Recompensa económica

Si al deSeo por ganar a un juego lo unimos al de la obsesión de conseguir dinero es cuando los dos resortes potencias la percepción por esta clase de juegos.

Los jugadores que se registran en un casino on line no solo procuran ganar la partida, por el hecho de que podrían jugar a otros juegos on-line que no sean relacionados con el azar; si no ganar un dinero extra que, naturalmente, no siempre y en toda circunstancia termina en ganancias, si no en pérdidas. Acá es donde entra la percepción del dinero.

El dinero en el instante de depositar no es un sinnúmero equiparado con la idea de ganancias que se puede conseguir, de ahí que el usuario invierta de forma relajada. En el momento en que un jugador se pone activamente a jugar su imaginación visualiza una multiplicación de ganancias y eso es lo que le invita a proseguir intentándolo: la obsesión por el dinero.

cuatro. Sentimiento de rechazo a perder

El otro lado de la moneda a las ganancias, y compensaciones es el sentimiento de perder. A ninguno nos agrada sentirnos perdedores en algo y, menos, cuando hay dinero por el medio.

De igual manera que el ganar el bote puede animarte a proseguir apostando, cuando se pierde y de forma continuada produce el sentimiento opuesto: una reacción negativa cara ese juego, con un efecto rebote a la gente que te circunda.

La frustración y decepción son las emociones que afloran cuando uno pierde algo o a alguien pudiendo llegar a un extremo un tanto irracional.

En contraste a la situación de perder a alguien, cuando las personas perdemos algo que pensamos que es recuperable nos produce un sentimiento de revancha. Esto desea decir que nos provoca una relación amor-odio con ese juego y actuamos con el anhelo de recobrar las pérdidas. Acá ya no entra en juego las ganancias, si no la restauración de lo perdido.

Esta situación correo un enorme riesgo ya que no hay garantía de ganar y, por lo tanto, ver las pérdidas recuperadas. Puede acontecer que en las próximas partidas se pierda aún más dinero.

Este es un resorte sicológico extremo que hace que los jugadores se vean en una situación de desesperación y necesidad. Sensaciones muy, muy diferentes con las que se empezaron al comienzo.

En todo casino en línea reputado y regulado se aconseja desamparar el juego a lo largo de un tiempo prolongado y jamás, por nada del planeta, jugar con el anhelo de recobrar el dinero perdido, ya que todo se fundamenta en el azar.

cinco. La aplicación de bonos y promociones

Otro de los elementos que motivan la mente humana en lo que a los juegos del azar se refieren es la bonificación del juego. Jugar con una ayudita que pueda acrecentar las ganancias conseguidas en una partida es una enorme fuente de motivación.

La mayor parte de los casinos on-line cuentan con bonos de bienvenida para nuevos jugadores que terminan de darse de alta, de depósito e incluso de reembolso.

Contar con de un catálogo de bonos y promociones es buen truco de los distribuidores de juegos para captar y lograr que sus jugadores continúen el mayor tiempo posible en sus plataformas.

Lógicamente, estos son solo cinco aspectos sicológicos que mueven a los usuarios a jugar a juegos del azar, mas hay otros muchos que provocan el anhelo de jugar en sus plataformas. Desde psicocode deseamos aclarar que, desde la perspectiva de la sicología la aplicación de estos recursos es admirables; sin embargo invitamos a los usuarios que puedan estar leyéndonos que procuren un equilibrio en todos estos elementos y no dejen llevarse por el impulso y se fundamenten en vivir una experiencia entretenida que, de alguna manera, puede producirles alguna ganancia extra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here